Visita a la exposición de Le Corbusier (VI)

[Hoy jueves, otro texto sobre la visita al Museo de la Fundación Pablo Atchugarry, escrito por Sofía Rodríguez. Atención al poema de Le Corbusier que cita]

por Sofía Rodríguez (3º1)

Ya estando sofocada por el calor entra el profesor de Literatura al ómnibus avisando que en la camioneta que nos acompañaba había espacio para más personas; sin pensarlo dos veces fui al museo de Pablo Atchugarry en ella, que seguía por detrás al ómnibus con numerosos compañeros dentro.
Mientras transitábamos la carretera sin fin, charlábamos y gritábamos entre medio de carcajadas y música. En cierto momento, llego el importante (para muchos) y el abominable (para unos cuantos) puente de La Barra, entre gritos y sustos que al final resultaron ser imaginarios porque no sentimos los murciélagos revoloteando en la panza que acostumbrábamos sentir al cruzar dicho puente.
La camioneta se detuvo; llegamos a destino. Fascinado por las esculturas de la entrada (del dueño del museo) entramos a contemplar las obras de Le Corbusier (famoso arquitecto suizo), intentando no romper el ambiente tranquilo y silencioso que allí había, sacando fotos y observando. Sin dejar pasar por alto el mínimo detalle de cada obra, fuimos avanzando por las secciones de la exposición. Ya terminando el recorrido de las obras de Le Corbusier llegamos a una sección donde nos encontramos con un poema escrito por él, titulado “El poema del ángulo recto”. Este es un fragmento: “Poner en la punta de los dedos y además en la cabeza una herramienta ágil capaz de hacer crear la cosecha de la invención librando el camino de espinas y haciendo la limpieza, dará libertad a vuestra libertad.” Interesante, ¿no?
Posteriormente observamos algunas de las esculturas de Pablo Atchugarry, y tuvimos la suerte de poder ver mejor el mármol (material del cual algunas escuclturas estaban hechas) sin modificar, para apreciar la transformación de lo que es la materia prima en bruto en una obra ya terminada.
Fue muy satisfactorio haber ido al museo para admirar a nuestro escultor Pablo Atchugarry y a Le Corbusier.
Ahora pongamos en la punta de nuestros dedos y en la cabeza la herramienta más ágil y animémonos a inventar sin temerle al resultado no esperado.

Anuncios

2 Respuestas a “Visita a la exposición de Le Corbusier (VI)

  1. hola profee me gusto muchoo el texto de sofia la parte mas divertida gue la del puente de la barra jajaja

    bueno profe la clase de escritura de este dia 23/04/10

    estubo buena lastima q no me pude quedar mucho tiempo peroo bue..

    nos vemos la proxima clase

    cuidese profe

    nos bemos

    un besoo y un zbrazoo

    nos vemos bye bye

    ****tatiana 3º1****

  2. Muchísimas gracias, Tatiana. Gracias siempre por tus comentarios tan lindos, tan llenos de buena onda. Me pone contento que te haya gustado el texto de Sofía, también. Te mando un abrazo grande y espero que pases un fin de semana feliz.
    bye bye!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s